EN EL PREESTRENO DE “AMOR Y AMISTAD” CON WHIT STILLMAN

Ayer, viernes 10 de noviembre tuvo lugar el preestreno de “Amor y Amistad” en la Academia de Cine de Madrid, seguido de un encuentro con Whit Stillman, director de la película.

“Amor y Amistad” hizo las delicias de los espectadores con la astucia, descaro y manipulación de Lady Susan. La proyección fue en V.O. subtitulada de modo que, al no tener que opinar sobre el doblaje, nos reafirmamos en nuestra crítica de mayo, tras el estreno de la película en Inglaterra.

coloquioTras la proyección, Whit Stillman subió al estrado para hablarnos de su obra y el proceso de realización de este trabajo Respondiendo a preguntas del público, W.S. nos reveló numerosos detalles interesantes de la película que os resumimos a continuación.

Con respecto a la adaptación de la novela, Stillman explicó la necesidad de introducir diálogos y crear otros personajes para suplir las carencias propias del estilo epistolar de la obra original, pero siempre manteniendo el tono de la novela. La opinión de Stillman sobre “Lady Susan” es que a diferencia de la mayoría de novelas inacabadas, que no suelen tener un gran valor, en esta se encuentran algunas de las escena más divertidas que el recuerda haber escrito.

Al parecer, Stillman también tuvo que enfrentarse a cierto sexismo durante este proceso ya que le dijeron que no podía hacer una película en la que los dos personajes principales (Susan Vernon y Alicia Johnson: Kate Beckinsale y Cholë Sevigny) fueran dos mujeres tan perversas. Pero él aludió al dúo formado por Michael Caine y Steve Martin en “Dirty Rotten Scoundrels” y planteó: “¿por qué no iba a funcionar?”  Asimismo, le recomendaron poner a Frederica como la dulce e inocente heroína en busca del amor, pero lo consideró un cliché y se negó a ese convencionalismo. Y es que W.S. confiesa que no soporta las otras adaptaciones de las novelas de Austen; “me duermo a los diez minutos”, reconoció divertido. Aunque, no obstante, alabó el trabajo de Ang Lee en 1995.

A la pregunta de si tenía a los actores en mente al escribir el guión, admitió que Kate Beckinsale fue la única con la que esto ocurrió. Pero que, cuando empezó a trabajar en este proyecto, hace diez años, ella era demasiado joven para el papel. Sin embargo, cuando todo estuvo listo Beckinsale era perfecta, aunque en algún momento se barajó el nombre de Sienna Miller.

Respecto a Chloë Sevigny afirmó que es buena imitando el acento inglés, pero, debido a las críticas que suele haber de este público hacia los actores no nativos, prefirió convertir su personaje en una americana, y por lo que nos comentó, ha quedado satisfecho con el resultado. Respecto al hecho de que los actores americanos sean censurados cuando interpretan a un personaje inglés, mientras que a los ingleses se les permita interpretar a americanos, W.S. admitió divertido que eso era así. “Renée Zellwerger es la única que puede hacerlo bien y hay quien opina que Gwyneth Paltrow también sabe…”

¿Por qué “Amor y Amistad”? ¿Por qué no “Lady Susan”? Ante esta pregunta, Stillman aclaró que la novela original de Austen no tiene título y que él personalmente tuvo la oportunidad de examinar el manuscrito. “Lady Susan” fue el título que se le otorgó con posterioridad, siguiendo el estilo que ella w-s-e-tsolía emplear en sus primeros trabajos, como es el caso de “Elinor y Marianne” (Sense and Sensibility), “Susan” (Northanger Abbey). Sin embargo, según este director, los nombres propios anglosajones no suelen funcionar bien como títulos de películas. Por esta razón, antes de inventarse uno nuevo, él prefirió utilizar uno de otra obra inacabada de Austen.

Tras el coloquio, W.S. se detuvo a conversar con todos aquellos que quisieron acercarse  y se mostró abierto, amable y divertido. Para finalizar diremos que si bien fue una gran experiencia, no se trató de una sorpresa teniendo en cuenta lo bien que este director y guionista ha sabido adaptar una obra de nuestra autora predilecta de manera tan brillante.

 

0
  Artículos relacionados

Añadir un comentario